El Gobierno renovará acuerdos y habrá un congelamiento de precios

La Secretaría de Comercio renovará el programa Ahora 12 con foco en promocionar productos de Precios Justos e implementará controles para asegurar el cumplimiento de la ley de Góndolas.

El Gobierno renovará acuerdos y habrá un congelamiento de precios hasta las PASO

El Gobierno renovará los acuerdos de precios vigentes y sumará nuevos controles para fortalecer el cumplimiento de la ley de Góndolas. También se negocia el congelamiento por 60 días de productos como celulares, motos, zapatillas y artículos de línea blanca. Apuntan a sectores que cuentan con stock porque sus importaciones vienen creciendo más de un 20%. Además, se extenderá el programa Ahora 12 con foco en productos nacionales y que se encuentren dentro de Precios Justos. Confían en que la inflación volverá a desacelerarse en junio.

La coyuntura actual no da demasiado margen de maniobra. La inflación, el programa con el Fondo Monetario Internacional, la brecha cambiaria y la escasez de divisas, configuran un escenario de limitaciones para la habitual tentación de aumentar el gasto para incrementar la demanda y recalentar la actividad en los meses previos al proceso electoral. Hoy, todo eso podría volver como un boomerang en tiempo récord.

En esta ocasión, de cara a las PASO, la apuesta de Sergio Massa, como ministro y como candidato, es retomar el sendero de “estabilización” que se había alcanzado en los meses de noviembre y diciembre, antes de la sequía, cuando la inflación se desaceleró hasta el 5%, luego del salto al 7% que había tenido en agosto. “Estamos a tiempo de recrear las expectativas”, explicaron en ese sentido.

En el Ministerio de Economía repiten como un mantra que para alcanzar ese objetivo se seguirá el camino del orden fiscal y la acumulación de reservas. De acuerdo con los relevamientos que hace la Secretaría de Comercio en supermercados y los que lleva adelante Programación Económica, que son más amplios, la inflación podría volver a desacelerarse levemente en junio. En concreto, se visualiza que parte del efecto de la sequía sobre los precios de productos como la carne, las frutas y las verduras comienza a disiparse.

Bajo la óptica del Gobierno, para atravesar esta coyuntura, a la estrategia macro hay que complementarla con políticas micro. En esa línea, como adelantó Ámbito, la Secretaría de Comercio que conduce Matías Tombolini anunciará en los próximos días un congelamiento de precios por 60 días de algunos productos: celulares, motos, zapatillas y artículos de línea blanca, entre otros.

En ese despacho aseguran que las empresas podrían asumir dicho compromiso porque se trata de sectores que no sufrieron el impacto de la sequía y de firmas que actualmente tienen stock. “El aumento hasta mediados de agosto será cero”, sentenció un funcionario a este medio, al tiempo que reveló que un factor central para arribar a ese acuerdo fue que el Gobierno contaba con el dato de que algunas de esas firmas incrementaron hasta un 20% sus importaciones con dólares a cotización oficial.

Antes de fin de mes, Tombolini confirmará también la renovación del programa Ahora 12. La intención del Gobierno es sostener la tasa del 75%, aunque los bancos vienen pujando por llevarla al 85%. Una de las novedades es que apuntarán a dirigir el beneficio de tasa hacia productos de fabricación nacional. También buscarán fomentar el consumo de artículos que estén dentro del plan Precios Justos.

La Secretaría de Comercio continúa con el monitoreo de los programas vigentes. Durante las últimas semanas hubo especial foco en el abastecimiento de harinas y otros productos en los supermercados mayoristas. En los días previos se habían detectado diferencias entre los valores que estas empresas informan y lo que efectivamente se visualiza en las góndolas.

La cartera que conduce Tombolini también sumará una serie de nuevas inspecciones. En este caso apuntadas a controlar el cumplimiento de la ley de Góndolas. Según anticiparon fuentes oficiales a Ámbito, también se trabajará para difundir los productos de las pequeñas y medianas empresas entre los supermercados para que esos artículos puedan llegar a las góndolas